No puedo enterrar el pasado.

Yo no puedo enterrar el pasado,
soy todos los demonios que me despertaron.
Lo que hicieron de mi,
las brujas que no quemaron.
Mis cicatrices me recuerdan cada beso helado,
de ellas aprendo a seguir caminando.

Yo no puedo enterrar el pasado,
recuerdo cada nombre, cada bar y cada trago;
recuerdo cada sábana y las noches en que he llorado.
Yo no puedo enterrar el pasado
pero si usarlo para construir un palacio,
esos escombros sirvieron para transformarlos ,
brillar en lo más alto,
sonreír
y seguir soñando…

Natalia Arena

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *